De regreso al trabajo después de incapacidad por maternidad

ESTOY EMBARAZADA MAMA TRABAJA OK

La mayoría de las mujeres económicamente activas en nuestro país son madres. De acuerdo a la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo de México en el año 2018 había 15 millones 785 mil madres trabajadoras, lo cual representaba el 72.9% de la población femenina económicamente activa en el país.

El retomar la vida laboral tras el período de incapacidad por maternidad, puede convertirse en un proceso difícil y estresante, es un cambio para la madre y su bebé  que puede traer consigo diversas experiencias emocionales. Para las madres una de las principales preocupaciones radica en el efecto que puede tener para su bebé esta separación.

Lo que señalan diferentes investigaciones es que la calidad del vínculo no se da de manera natural, es algo que se construye en el día a día.  Y depende de la calidad de los contactos que mantengan madre – hijo o hija más que de la cantidad.

En todo caso este proceso implica una preparación personal y familiar para facilitar esta transición. Aquí te damos 7 consejos para lograrlo:

  1. Avísale que estarás fuera y que regresarás por la tarde, aunque sea pequeño(a) y aún no comprenda todo lo que dices, se crea una rutina donde hay una despedida y después de unas horas el reencuentro. Poco a poco se dará cuenta que tú siempre regresas. Esto le da seguridad de que te volverá a ver.
  2. Crea un tiempo especial con tu bebé, puedes elegir un momento tranquilo al regresar del trabajo, cuando tu bebé ya ha comido o elige alguna actividad cotidiana como la hora del baño para crear una atmósfera relajante para ti y tu bebé, puedes poner música tranquila, darle un masaje y cantarle. Crea un ritual que te permita una convivencia real con tu bebé, más que una tarea diaria se convierte en un momento especial para los dos.
  3. Platícale con voz suave sobre tu día y de cómo te acordaste de él o ella, mientras lo(a) miras a los ojos o mientras le das la leche.
  4. Deja una prenda tuya con tu olor, para que tu bebé la abrace o se pueda calmar cuando te extrañe.
  5. La lactancia materna fomenta el vínculo con tu bebé por todo lo que implica la cercanía, la seguridad, el responder a sus necesidades. Por supuesto, cuando la alimentación se hace con leche de fórmula también es posible experimentar esta cercanía y cariño, por la forma en que lo(a) cargas y lo(a) mantienes cerca de ti mientras come.
  6. Es muy importante que respondas a sus llantos, abrázalo(a) cuando llore y háblale con una voz suave para que sepa que estás ahí para ayudarle.
  7. Llevar a tu bebé en brazos tiene innumerables beneficios, le permite sentirse seguro(a) y protegido(a). Es importante que tu bebé tenga el contacto físico contigo para ayudarle a disminuir el estrés, esto le permitirá crecer como un bebé feliz.

Finalmente, es importante recordar que tanto el padre como la madre son responsables del cuidado de sus hijos, por lo que las recomendaciones previas pueden ser llevadas a cabo por ambos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s