¿Qué es la violencia obstétrica?

La violencia obstétrica

En el capítulo 3 del libro bíblico titulado Génesis se escribe “Y Dios le dijo a la mujer: … darás a luz a tus hijos con dolor…”. Inicio este artículo así no porque esté en contra de la Iglesia o tenga intención de mostrar un ateísmo, lo hago para mostrarte querido lector que desde hace miles de años se le dice a la mujer que debe sufrir para tener a sus hijos, lo cual no debe ser así, y es que el embarazo no se considera una enfermedad sino un estado fisiológico transitorio en la mujer, el cual debe disfrutarlo plenamente y no debe sufrirlo.

En este corto artículo quiero explicarte lo que es la violencia obstétrica y algunos actos que se consideran violentos contra la mujer embarazada, en trabajo de parto y en puerperio (periodo que corresponde a los 40 días posteriores al parto o cesárea).

¿QUÉ ES LA VIOLENCIA OBSTÉTRICA?

La violencia obstétrica se define como toda acción u omisión realizada por personal de salud que de manera directa o indirecta, tanto en el ámbito público como en el privado, afecte el cuerpo y los procesos reproductivos de las mujeres.

De acuerdo a la OMS el maltrato, la negligencia, la discriminación o la falta de respeto durante el embarazo, parto y puerperio pueden constituirse en una violación de los derechos humanos fundamentales e internacionales, generando violencia obstétrica.

Todas las mujeres tienen derecho a recibir una atención digna y respetuosa en el embarazo, parto y puerperio. No obstante, en México las instituciones de salud se han visto obligadas a cumplir con altas cuotas de productividad (atención a decenas de pacientes en pocas horas) a costa de poco personal para la atención, así como escasa infraestructura, material y medicinas, lo que ha conducido a una atención racionalista que excluye lo emocional y genera una medicina institucional de carácter tecnificado y altamente burocrático.

Todo esto ha provocado un entorno más desfavorable para la relación médico-paciente. A pesar de lo anterior debes conocer los actos que se consideran violentos contra la mujer embarazada, en parto o en puerperio, con la finalidad de mejorar la relación médico-paciente y reducir el número de casos de violencia obstétrica.

ACTOS CONSIDERADOS COMO VIOLENCIA OBSTÉTRICA:

ACTOS CONSIDERADOS COMO VIOLENCIA OBSTÉTRICA:

  1. No informar a la mujer embarazada sobre los datos de alarma que indican complicación del embarazo.
  2. No atender oportuna y eficazmente las emergencias obstétricas (emergencias del embarazo).
  3. Trato deshumanizado, por ejemplo insultar o burlarse de la mujer embarazada, en parto o en puerperio.
  4. Obligar a la mujer a tener un parto en posición acostada y con las piernas levantadas cuando existen los medios necesarios para la realización del parto vertical.
  5. Obstaculizar el apego precoz del niño o niña con su madre, sin causa médica justificada, negándole la posibilidad de cargarlo(a) y amamantarlo(a) inmediatamente al nacer.
  6. Alterar el proceso natural del parto de bajo riesgo, mediante el uso de técnicas de aceleración, sin obtener el consentimiento voluntario, expreso e informado de la mujer.
  7. Practicar el parto por vía de cesárea, existiendo condiciones para el parto natural, sin obtener el consentimiento voluntario, expreso e informado de la mujer.
  8. Practicar la episiotomía (corte en el periné de la mujer), existiendo condiciones para evitarla, sin obtener el consentimiento voluntario, expreso e informado de la mujer.
  9. Indicar medicamentos sin causa justificada durante el proceso de embarazo, parto o puerperio.
  10. Impedir el libre ejercicio de los derechos sexuales y reproductivos de la mujer, por ejemplo obligándola a elegir un método anticonceptivo posterior al parto, sin haber explicado ampliamente la razón o sin obtener el consentimiento voluntario, expreso e informado de la mujer.

Concluyo mi artículo alentandote a que no olvides solicitar de manera respetuosa que estos actos violentos no se practiquen en ti o en otra persona, no solicites agresivamente que se respeten tus derechos o los derechos de la mujer embarazada, en parto o puerperio, recuerda que violencia atrae más violencia. Ayudemos a reducir la violencia obstétrica y a mejorar la relación médico-paciente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s